domingo, 26 de junio de 2011

Cumbre G20: Acuerdo alimentario

En la Cumbre del G20 han creado un plan para enfrentar el alza de alimentos a nivel mundial y la escasez de los mismos. Sólo este año el kilo de paltas en muchos países latinoamericanos ha subido el costo de los alimentos, principalmente la leche, pan y las verduras. Situación similar se vive en Europa. Países pobres y más ricos se han visto afectados por el aumento de precios en los alimentos. Incluso algunos restaurantes franceses también han sufrido las consecuencias. Uno de ellos optó por sacrificar la estrella de distinción que ostentaba, a cambio de bajar sus costos de producción. En el mundo faltan alimentos porque además faltan tierras de cultivo, sequía, el petróleo es más caro y hay mayor demanda por el aumento de la población.
Los gobiernos del G20 acordaron disponer un plan que contempla combatir el problema del alza de los precios en los mercados internacionales. El efecto más grave de la crisis alimentaria, es que ha generado 40 millones de pobres sólo en el último año. Los ministros de Agricultura del G20 acordaron un plan para afrontar la volatilidad del precio de los alimentos y mejorar la seguridad del suministro, al finalizar una cumbre de dos días en París.
El acuerdo del G20 incluye una excepción por motivos humanitarios a las prohibiciones de exportaciones de alimentos, pero en cambio apenas hace mención a la propuesta francesa de regular los mercados agrícolas para evitar la especulación, que fue resistida por Reino Unido, Argentina y Brasil, que rechazaron más controles.
El acuerdo incluye un plan para incrementar la producción agrícola mediante nuevas tecnologías, acabar con las restricciones a la exportación de alimentos para programas de ayuda de la ONU y establecer un sistema de información del mercado agrícola para un intercambio voluntario de datos sobre producción, consumo y niveles de almacenamiento.
El año pasado, Rusia suspendió temporalmente sus exportaciones de granos como respuesta a graves incendios y una sequía en el país, lo que provocó el alza de los precios. Aunque Rusia no forma parte de la Organización Mundial de Comercio, el secretario de Agricultura estadounidense, Tom Vilsack, dijo que Moscú se compromete en el marco del G20 a cumplir con el acuerdo.
Entre otras medidas, el gremio decidió crear un Foro de Respuesta Rápida en el que funcionarios de agricultura puedan planear respuestas conjuntas a crisis alimentarias, así como invertir en la mejora de la producción y productividad de alimentos.
También llamó a una mayor regulación de los mercados financieros agrícolas, pero sin anunciar medidas concretas en ese sentido. El presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, acusó a la especulación con derivados de gran parte de la espiral de precios y había pedido más medidas contra quienes realizan apuestas financieras con productos alimentarios. En el comunicado final, el G20 insta a los ministros de Finanzas y gobernadores de bancos centrales a "tomar las decisiones apropiadas para una mejor regulación y supervisión de los mercados financieros agrícolas".
Se trata de la primera vez que el bloque de países desarrollados y emergentes debate el tema agrícola, de cara a la cumbre del grupo en noviembre en Cannes. Vilsak consideró el acuerdo "una unión histórica de determinación", mientras que el presidente del Banco Mundial, Robert Zoellick, dijo que el paquete de medidas "cambiará las cosas". "No podemos resolver aquí los problemas de los alimentos y la agricultura, pero éste es un primer paso", añadió.
"Los ministros están decididos a crear mayor transparencia en los mercados internacionales, para limitar el mal uso y la manipulación de los precios de las materias primas", indicó la titular de Agricultura alemana, Ilse Aigner.
La espiral de precios de productos básicos como el trigo, el azúcar, la soja y otros están ahondando la hambruna en muchos países en desarrollo. Unos 925 millones de personas no se alimentan de forma adecuada, según la organización de asistencia Oxfam. Los precios de los alimentos también fueron un factor movilizador de las revueltas en el mundo árabe.

martes, 7 de junio de 2011

Ollanta Humala: Nuevo presidente peruano

Luego de la diputada elección presidencial peruana, donde la diferencia se mantuvo por centésimas de puntos en la última semana a la elección presidencial. Gano el Nacionalista Ollanta con un 51% frente a un 48% de Keiko Fujimori, la cual se ha convertido en la lideresa de la oposición a partir del 28 de Julio en el Perú cuando se realice el cambio de mando.
El presidente electo de Perú, Ollanta Humala, pondrá en marcha con celeridad los programas sociales ofrecidos al electorado y no tiene plazos para nombrar ministros, como le exigen sectores conservadores. El economista Daniel Schydlowsky, integrante de la comisión de transferencia gubernamental, dijo que está en preparación un plan de acción que permita aplicar esos programas en los 100 primeros días del mandato quinquenal de Humala. El líder de la organización Gana Perú fue elegido presidente el domingo último al imponerse en segunda vuelta a la conservadora Keiko Fujimori y asumirá funciones el 28 de julio. Además de medidas sociales, el plan de acción anunciado incluirá decisiones tributarias -principalmente un impuesto a las sobreganancias de las empresas mineras, según anuncio previo y obras de infraestructura. Schydlowsky coincidió con otras figuras de Gana Perú en criticar las presiones políticas, mediáticas y empresariales sobre Humala desde el día siguiente de su elección, para que anuncie a los integrantes de su gabinete ministerial, en particular el económico. Tras señalar que no corresponde tal anuncio, porque hay un gobierno en funciones hasta el 28 de julio, cuando será el cambio, y el mandatario electo debe organizarse poco a poco, sin precipitaciones.
Por su parte, el parlamentario electo Jaime Delgado, también integrante de la comisión de transferencia, señaló que Humala no tiene fijado un plazo para anunciar los nombramientos, y el dirigente nacionalista Carlos Tapia apuntó que Humala ganó la elección y no los empresarios. Delgado añadió que las nominaciones no solo deberán tranquilizar a los empresarios sino también atender las expectativas de amplios sectores sociales que votaron por las promesas de Humala. Sobre la posible designación de la exdefensora del Pueblo Beatriz Merino como primera ministra, Delgado dijo no saber nada al respecto.
En torno a la caída de la bolsa de valores de Lima, comentó que pudo haber sido producto de maniobras especulativas. Este martes, la bolsa repuntó y la situación es considerada normal por los expertos. Por su parte, el ex presidente Alejandro Toledo (2001-06), quien apoyó a Humala en la elección del domingo, demandó a los inversionistas que dejen al presidente electo trabajar tranquilo, "sin presiones ni tensiones".
El virtual presidente de Perú, Ollanta Humala, iniciará una gira en Brasil que también lo llevará a Argentina, Uruguay y Paraguay, países que integran el Mercosur, dijeron a Efe fuentes de su entorno. Las fuentes señalaron que el itinerario exacto se definirá durante la jornada. La presidenta brasileña, Dilma Rousseff, fue la primera en invitar a Humala, tras felicitarlo vía telefónica por su victoria el pasado domingo en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales en las que se enfrentó a la legisladora Keiko Fujimori. "Queremos ir a los países del Mercosur (Mercado Común del Sur: Brasil, Argentina, Uruguay y Paraguay), y también tengo pendiente visitar Estados Unidos, ojalá se pueda hacer pronto ese viaje, me gustaría tomar contacto con la Administración norteamericana", afirmó el virtual presidente peruano.