jueves, 4 de junio de 2009

Guantánamo: Acuerdo UE y USA

La Unión Europea (UE) ha acordado el mecanismo que permitirá a los estados miembros que lo deseen acoger a detenidos de Guantánamo para ayudar a Estados Unidos a cerrar ese centro. Los ministros comunitarios de Interior y Justicia aprobaron por unanimidad los términos del acuerdo, que estipula el intercambio de toda la información disponible sobre las personas que sean acogidas, a fin de aliviar las preocupaciones de seguridad de algunos países de la UE. Este acuerdo abre la puerta a que los países comunitarios dispuestos a aceptar detenidos inicien negociaciones bilaterales con Estados Unidos. Varios ministros comunitarios destacaron la importancia de esta decisión para enviar un "mensaje positivo" al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, dentro del cambio en la estrategia antiterrorista de Washington, indicaron fuentes europeas.
El acuerdo, al que se sumaron los países no miembros de la UE que integran la Europa sin fronteras (como Noruega o Liechtenstein) establece dos fases de intercambio de información. En la primera, los estados europeos que deseen acoger a detenidos informarán a los demás -antes de tomar una decisión final- sobre su identidad, estatuto legal y posibles riesgos de seguridad, para comprobar si tienen cuentas pendientes con la justicia de algún país. Para ello, el país de acogida debe recibir de Estados Unidos toda la información disponible sobre esos detenidos, incluso la de carácter confidencial. La segunda fase de intercambio de información, a más largo plazo, prevé que los países de acogida expliquen el proceso de integración de los antiguos detenidos o cuestiones como los posibles cambios de residencia de esas personas. La UE está negociando con Estados Unidos una declaración conjunta en la que los europeos quieren que Washington se comprometa a acoger en su territorio a algunos de los detenidos y a pagar algún tipo de compensación económica.
La prisión de Guantánamo, esta ubicada al sureste de la isla de Cuba, forma parte de la base naval erigida en el territorio que el gobierno cubano cedió a perpetuidad al de Estados Unidos en 1903. Desde enero de 2002, en respuesta a los ataques terroristas del 11S, es utilizada come centro de detención de presuntos fundamentalistas islámicos, sospechosos de pertenecer a Al-Qaeda, organizaciones terroristas cercanas a la red de Osama Bin-Laden, y los talibán afganos. Aunque según Estados Unidos el tratamiento de los presos es "humano" y está, en general, dentro de las estipulaciones de la Convención de Ginebra, en la práctica, es muy duro. Los presos no pueden recibir visitas, su correspondencia es abierta, no tienen confidencialidad en sus relaciones con sus abogados y muchos están encerrados en sus celdas las 24 horas del día. A estas restricciones se añadió la acusación -que Estados Unidos siempre rechazó- de usar torturas hacia los prisioneros para obtener confesiones. Aunque faltan datos oficiales, hoy en día los detenidos en Guantánamo se supone que no son más de 300, mientras en el pasado llegaron a ser hasta 770. Durante la última campaña para la presidencia de Estados Unidos, Barack Obama se comprometió en firmar una orden ejecutiva para exigir el cierre de esta prisión en la base naval de Guantánamo en el plazo de un año, lo que efectivamente hizo.

No hay comentarios: